07 enero 2008

FUTBOLISTA, 13 AÑOS, DOLOR LUMBAR, MUSLO Y PIERNA





Empezamos este Nuevo Año, mostrándoles un caso en el que estrictamente no soy el tratante.
Este paciente hace dos años era arquero de un equipo de fútbol. Tenía 13 años y bruscamente comenzó con un dolor lumbar intenso. Me contó que le dolía mucho la espalda en la zona más baja; y lo más importante, este dolor bajaba como sensación de corriente muy dolorosa por todo el muslo derecho, la pantorrilla y el pie.
Con sólo esas palabras uno se puede dar cuenta que era un caso real de lumbociática.
Si a esto le sumamos lo atento, y la importancia que le tiene que dar un médico a un niño con dolor lumbar (ya lo hemos discutido en otro post de este blog), lo que hizo el profesional que lo vio hace 2 años, esuvo muy bien: le pidió radiografías de columna lumbar





Y se encontró con una gran sorpresa. Un tumor que salía de una vértebra, expandiéndose fuera de su territorio. Le pidieron de inmediato una resonancia nuclear magnética. Las imágenes creo que son fáciles de entender para cualquiera. Hay un gran tumor expansivo, comprimiendo la médula, lo que explica su dolor irradiado hacia las extremidades inferiores.


El tumor resultó ser un quiste óseo aneurismático. Se lo resecaron en un Hospital pediátrico de Santiago, Hospital San Borja Arriarán, por el equipo de columna. La zona fue rellenada con injerto óseo y realizaron una artodesis lumbar (fijación de vértebras en 3 niveles o 3 vértebras) con el instrumental que ven en la radiografía postoperatoria. Sus molestia se quitaron desde el otro día de la operación.



Este paciente me llegó después de 2 años de su enfermedad, porque sus médicos de columna lo habían dado de alta completa y definitiva, y podía ya jugar fútbol a nivel competitivo. A mi sólo me tocó visar el tratamiento.

Pero los mensajes imporante son similares a los que tocamos antes. Un niño con lumbago, es muy raro. Hay que estar muy atentos a causas reales y comprobables de ese lumbago. Muchas veces son causas serias, que limitan la actividad por meses y a veces requieren cirugías.
En deportistas, la causa más común es la espondilolisis o fractura de stress de una vértebra por sobrecarga o sobreuso al entrenar. La mejoría en estos casos puede tomar muchos meses. Pero no hay que olvidar otras causas, como esta, un tumor.

Otro detalle importante es que cuando estamos de verdad ante un cuadro de lumbociática, siempre pensamos en la causa más común: una hernia del núcleo pulposo (una hernia de un disco), que sobresale y comprime una raíz nerviosa. Pero no olvidemos causas menos comunes de compresión de una raíz nerviosa, como este tumor.

2 comentarios:

Dr. Hans Wirth dijo...

Que importante lo que dice Marcelo y creo que debería ser una premisa para cualquiera que se dedique a la actividad deportiva en niños y adolescentes. El lumbago "no es de los niños". Hay que realizar un estudio inmediato de la región afectada (inicialmente Rx) lo que nos lleva en la mayoría de los casos a un dg precoz y tto eficaz de patologías bastante complejas como este caso, un tu de columna.

José Luis Contreras Muñoz dijo...

Concuerdo,prefiero pensar que no existe el lumbago por una causa mecanica,prefiero investigar más en un niño.

 
directorio de blogs de naturaleza